hacerseoir.com.ar  |  PHO
Arzobispo español: Hasta un ignorante como yo sabe que hay abortos que de inmorales no tienen nada.
Martes 21 Jul 2020, 23:22 pm  |  Compartir en:      
Fueron las sorprendentes declaraciones del arzobispo emérito de Tánger, Santiago Agrelo, en una entrevista a El Confidencial.

El entrevistador mencionó las palabras del cardenal Cañizares con las que sugirió que la futura vacuna contra el Covid-19 se haría con fetos abortados. El arzobispo emérito de Tánger aseguró que si le llega una noticia de que están experimentando una vacuna con cultivos de células de fetos abortados “lo que no haría es dar un salto y pasar el terreno de la moralidad”.

Habrá quien piense que, si se trata de abortos, dice el prelado, es algo inmoral, “cuando hasta un ignorante como yo sabe que hay abortos que de inmorales no tienen nada”. Pasar de la investigación de esas células hasta lo inmoral, “es un salto que no es legítimo”. “Los representantes del magisterio de la Iglesia deberíamos andar siempre con muchísimo cuidado a la hora de decir ciertas cosas”, afirmó. “Eso vale para todos, naturalmente empezando por mí mismo”, apostilló.

El entrevistador sorprendido le dijo que pocos en la Iglesia afirman que no todos los abortos son inmorales. Agrelo contesta que todos en la Iglesia saben “que hay abortos sobre los que, en modo alguno, puede caer un juicio moral negativo”. “En fin, mire, nosotros no estamos, yo no estoy autorizado a pensar de ninguna mujer que haya abortado que lo hizo en unas condiciones de inmoralidad, que no tenía derecho a hacerlo. Yo no puedo pensar eso, jamás, porque es hacer un juicio que no me corresponde. Teóricamente, yo puedo condenar que la mujer, o su entorno, provoquen deliberadamente un aborto. Pero esa es la teoría, las páginas de un libro, no son las páginas de la vida, y, por eso, yo no puedo condenarlo. Nunca”, explicó este sucesor de los Apóstoles.

El arzobispo emérito de Tánger aseguró que “el estar machacando continuamente con el tema del aborto lo que ha provocado, posiblemente, es un aumento de los partidarios del aborto”. “Si en vez de eso, nos hubiésemos acercado a la mujer que se encuentra en esa situación, ante la perspectiva de un aborto en su vida, habríamos reducido ya muchísimo el número de abortos. Acercarnos a la mujer para comprenderla, para acogerla, para caminar con ella… En fin, hay quien piensa que tienen que estar dando siempre martillazos en ese clavo y lo único que consiguen es hacer daño. A nosotros se nos tiene que encontrar siempre cerca de la gente y si se trata de pecadores, mucho más cerca”, comentó.

(in InfoVaticana, 29 de Junio de 2020)
Adm   |   Copyright 2020   ©   Para Hacerse Oir-Hablemos Claro   |   Todos los derechos reservados   |   web design Triliton