hacerseoir.com.ar  |  Vida y familia
Gran Marcha por la Vida en Washington
Sabado 25 Ene 2020, 17:02 pm  |  Compartir en:      
Hace 47 años en los Estados Unidos se legalizó el aborto, es decir, el "acto de mayor discriminación y de mayor violencia que existe como lo es el decidir quien nace y quien no"
La Corte Suprema de los Estados Unidos legalizó el aborto sobre la base de una mentira...
El 22 de enero de 1973 el fallo judicial conocido como Roe vs. Wade legalizó el aborto en los Estados Unidos abriendo así el camino a un verdadero genocidio:
hasta la fecha, al amparo de esa disposición legal, en aquel país se exterminaron más de 60 millones de bebés en el vientre materno.
A inicios de 1970, ante el alegato de Norma McCorvey de haber sido violada por una pandilla y quedar embarazada, la Corte Suprema de los Estados Unidos legalizó el aborto.

Sarah Weddington y Linda Coffee, recién graduadas de la Facultad de Leyes de la Universidad de Texas, convencieron a Norma de que debería abortar en lugar de dar a su bebé en adopción.

Sin embargo, mientras el asunto era analizado en los tribunales, nació una bebé que fue dada en adopción. Nunca fue abortada y la madre dedicó su vida a la defensa de los no nacidos
En 1987, McCorvey admitió que había mentido y que no había sido violada por unos pandilleros. El padre de su bebé era una persona a la que ella conocía y quería.

Hace más de veinte años, Norma se convirtió al catolicismo y dedicó su vida a promover la defensa de los no nacidos, hasta que falleció el 18 de febrero de 2017.

Gran iniciativa nacional para acabar con el drama del aborto
Todos los años la Iglesia en Estados Unidos promueve una gran iniciativa nacional con la que se busca revertir el fallo de 1973 para acabar con el drama del aborto en el país.

Para ello proponen una serie de actividades, como el rezo de una novena en sufragio de los bebés que han muerto por esta práctica y por los que están en peligro de ser asesinados en el vientre materno.

El año pasado el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, asistió a la Marcha por la Vida, ocasión en que presentó un mensaje grabado del presidente Donald Trump recordando la importancia de la dignidad humana y la defensa del derecho a la vida de las personas.

Acompañado de su esposa Karen, Pence dijo a los asistentes que
“estamos aquí porque defendemos la vida. Nos reunimos aquí porque defendemos la compasión. Nos reunimos aquí porque creemos, como lo hicieron nuestros fundadores, que todos nosotros nacidos o no nacidos hemos recibido de nuestro Creador algunos derechos inalienables como el derecho a la vida”.
Señaló que el fallo de Roe vs Wade “le dio la espalda a ese derecho”, pero también generó
“un movimiento nacido del amor y la compasión, animado por la fe y la verdad, un movimiento que ha ido ganando corazones y mentes cada día”.
En ese sentido, agradeció y alabó el trabajo de los centros de ayuda a embarazadas, las familias que adoptan y “a los valientes hombres y mujeres que ofrecen su labor en el servicio público”. (Cfr. ACI/EWTN Noticias)

22 de enero de 2020: "Empodera la vida: Ser provida es ser promujer"
Una multitud estimada en decenas de miles de personas llegaron hasta el National Mall en Washington D.C. (Estados Unidos) para participar este viernes 24 de Enero de la Marcha por la Vida (March for Life), que este año lleva como lema "Empodera la vida: Ser provida es ser promujer”.

La reunión anual convocó a defensores provida de todos los Estados Unidos y otros países, con motivo del aniversario del fallo de la Corte Suprema que legalizó el aborto el 22 de enero de 1973.

El evento comenzó con un mitin multitudinario en el National Mall, el cual contó, por primera vez en la historia de la marcha, con la presencia y participación del presidente de los Estados Unidos.

El presidente Donald Trump apareció en el escenario, al mismo tiempo que parlamentarios demócratas discuten detalles sobre su proceso de destitución o “impeachment”.

Dirigiéndose a los cientos de miles de asistentes, Trump señaló que era
“un honor” para él “ser el primer presidente en asistir a la Marcha por la Vida”, y que todos estaban reunidos por una razón muy simple: ‘Para defender el derecho de cada niño, nacido y no nacido, a cumplir su potencial dado por Dios’”.
Además, se dirigió a los jóvenes para decirles que
“son el corazón de la marcha por la vida y es su generación la que está haciendo de Estados Unidos la nación profamilia, provida” /cit]

[cit]“Todos los que estamos aquí hoy comprendemos una verdad eterna: Cada niño es un regalo precioso y sagrado de Dios. Juntos debemos apreciar y defender la santidad y dignidad de la vida humana”, expresó.
“Cuando vemos la imagen de un bebé en el útero, vislumbramos la majestad de la creación de Dios. Cuando sostenemos a un recién nacido en nuestros brazos, sabemos el amor infinito que cada niño trae a una familia. Cuando vemos crecer a un niño, vemos el esplendor que irradia cada alma humana”, acotó.
En otro momento Trump defendió las políticas provida que ha venido impulsando desde que inició sus funciones, como las restricciones a los impuestos dirigidos a organizaciones y clínicas abortistas, entre las que se encuentra la multinacional Planned Parenthood.

“Desde mi primer día en el cargo, he tomado medidas históricas para proteger a los no nacidos. Los niños no nacidos nunca han tenido un defensor más fuerte en la Casa Blanca”, dijo.
También comentó que el movimiento provida se ha visto afectado por los ataques a la libertad religiosa por parte de grupos políticos de izquierda, pero prometió que su Gobierno continuaría defendiendo a las organizaciones religiosas como las Hermanitas de los Pobres.

Asimismo, criticó al Partido Demócrata por impulsar el aborto bajo demanda.

“Juntos somos la voz de los que no tienen voz y vamos a ganar porque sabemos cómo hacerlo”, dijo, y luego criticó que “los demócratas han adoptado las posiciones más radicales y extremas que hemos visto en décadas”.
Más adelante si dirigió a la mujeres presentes y destacó “su devoción” y “liderazgo” que “eleva” a “toda nuestra nación”.

“Para todas las madres aquí hoy, las celebramos y declaramos que las madres son héroes. Vale la pena proteger a cada persona y sabemos que cada alma humana es divina y cada vida humana nacida y no nacida se hace a la imagen sagrada de Dios todopoderoso”, dijo.
Finalmente, Trump señaló que
“no podemos saber qué lograrán nuestros ciudadanos aún no nacidos, pero sabemos esto: cada vida trae amor a este mundo, cada niño trae alegría a una familia. Vale la pena proteger a cada persona”
.

“Vine a agradecerles, es genial representarlos, los amo a todos y les digo con verdadera pasión 'Gracias, que Dios los bendiga y que Dios bendiga a Estados Unidos”, concluyó.
Trump estuvo acompañado en el escenario por el senador Mike Lee; la presidenta de March for Life, Jeanne Mancini; Marjorie Dannenfelser de Susan B. Anthony List; el senador James Lankford; y otros.

Entre los oradores se encontraban figuras políticas de partidos republicanos y demócratas: la primera Dama en Louisiana, Donna Bel Edwards; el líder partidario de la mayoría de la Cámara de Representantes, Steve Scalise; la senadora estatal de Louisiana, Katrina Jackson; el congresista Chris Smith; y Marjorie Dannenfelser, presidenta del grupo provida Susan B. Anthony List y copresidenta de la coalición provida de la campaña Trump 2020.

Después de los discursos en el escenario principal, comenzó la marcha propiamente dicha, que avanzó por el National Mall hacia la Corte Suprema en Capitol Hill, donde apenas unos cientos de manifestantes proaborto se habían reunido.

El lema de la marcha 2020 “Empodera la vida: Ser provida es ser promujer” se creó con el fin de conmemorar el centenario del derecho al voto de las mujeres en los Estados Unidos con la aprobación de la Enmienda 19 en 1910. El tema de la marcha fue elegido para contrarrestar la narrativa presentada por los partidarios del aborto de que esta práctica “empodera” a las mujeres.
Desde la Argentina un mensaje de aliento
Desde la Argentina, hacemos votos de que en los Estados Unidos, como también en nuestra Patria y en el mundo entero los legisladores comprendan de una vez por todas que
"no hay acto de mayor discriminación ni de mayor violencia que decidir quién nace y quién no"
. Y que, en consecuencia,
deroguen la ley del aborto, promoviendo, en cambio, proyectos de ley en orden a incorporar equipos interdisciplinarios en todos los servicios de Salud para dar atención a la madre y al niño desde el inicio del embarazo, tanto en el área físicopsicológica, como social y económica, pues ese es el deber del Estado: legislar e implementar leyes que defiendan la vida, la salud integral y no legislar para quitar la vida a quienes no tienen culpa alguna del modo cómo fueron concebidos.
Adm   |   Copyright 2020   ©   Para Hacerse Oir-Hablemos Claro   |   Todos los derechos reservados   |   web design Triliton